Celiacos: ¡Se puede sobrevivir a la Navidad!

Sblogtortillaé que es complicado pero ¡lo he conseguido celiacos! ¡Se puede sobrevivir a la Navidad! Comidas aquí y allá en restaurantes, casas de familiares y amigos todas concentradas en 3 semanas resultan un peligro para la salud pública y más para la de un celiaco. Pero con paciencia, constancia (repetir y repetir lo mismo y no decaer) y mucha, pero que mucha atención sin gluten se puede conseguir salir indemne a la Navidad.

Un celiaco no puede bajar la guardia nunca

blogtapas

Mi regla básica es que a pesar de la constancia y la paciencia un celiaco no puede bajar la guardia nunca. No puedes fiarte de esas personas a las que no ves amenudo y les parece que controlan el gluten pero ¡no! ¡Cuidado con ellos! Esos son los que te dan polvorones integrales o sin azúcar como si fueran sin gluten. Te juran y perjuran con una convicción tan grande que no llevan gluten que acabas por creértelo. Pero ¡oh, error! No dejes que te convenzan. ¡Nunca! Asegúrate. Te lo dice una experta en estas situaciones y a la que esta Navidad le ha funcionado esta regla.

Sin apretones ni carreras en busca de un baño

Me alegro de haber superado estas fechas sin apretones ni paradas tácticas en la carretera. Es un alivio saber que por una vez no he tenido que correr en busca de un baño, o algo que se le parezca, para solucionar la contaminación cruzada o envenamientos como los llamo yo. Puedo decir orgullosa que ¡he sobrevivido a la Navidad! y espero que esto lo pueda repetir por muchas Navidades más. Brindo por ello. !Chin chin celiacos!

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *